Qué tipo de calefacción es mejor para tu hogar

Cómo comprar tu vivienda de forma segura
11 octubre, 2019
¿Cómo afecta el cohousing al mercado inmobiliario?
16 noviembre, 2019

Con la llegada del frío se hace imprescindible instalar en casa algún tipo de calefacción. Pero actualmente existen numerosas formas de acondicionar el hogar para el invierno.

Dependiendo de tus circunstancias familiares y personales debes elegir un tipo u otro de calefacción para disfrutar de los meses más fríos del año en tu vivienda.

Diferentes tipos de calefacción para tu hogar

Cada sistema representa determinadas ventajas e inconvenientes que te contamos a continuación.

Aire acondicionado

Las máquinas de aire acondicionado pueden generar aire caliente o frío, por lo que podrás utilizarla tanto en verano como en invierno. Vienen provistas de sistema Inverter, que las convierte en máquinas muy eficientes.

Puedes instalar una máquina individual, en una habitación donde necesites un extra de calor, o en toda la casa, mediante una preinstalación de obra.

Las máquinas de aire acondicionado proporcionan calor al instante y son muy recomendables si vives en una zona de clima suave. Presentan el inconveniente de que el aire que expulsan es muy seco y el consumo eléctrico es elevado.

Caldera y radiadores

El sistema de caldera más radiadores es una forma de calentar la vivienda de forma homogénea, muy adecuada si tu casa está en una zona fría. La caldera calienta el agua que pasa a través de los radiadores de la vivienda, estableciendo un circuito que discurre por toda la casa.

Es uno de los sistemas más utilizados y, dependiendo del tipo de alimentación de la caldera, también de los más ecológicos. Podrás encontrar calderas de gas, fuel y diferentes tipos de biomasa. El fuel oil es un combustible más contaminante y su precio es más elevado.

Dentro de los radiadores, existen los llamados «acumuladores de calor«, los cuales transforman la energía eléctrica en calor, que desprenden normalmente a lo largo del día. Se adaptan a las necesidades de cada usuario dependiendo de sus tarifas eléctricas o necesidades en cuestión de horarios que están en la vivienda. Suele ser una opción muy acertada si se sabe utilizar bien, ya que supone un ahorro energético considerable.

Suelo radiante

Es una de las mejores opciones, aunque el desembolso inicial es elevado y necesitarás hacer obras en tu casa. Es una calefacción que permite ahorrar, ya que la temperatura del agua en circulación no pasa de los 45 º. Además, las pérdidas de calor son muy escasas, por lo que el sistema en su conjunto es eficiente y respetuoso con el medio ambiente.

Estufas

Las estufas tradicionales de butano han dado paso a un nuevo concepto de estufas de biomasa, de gran poder calorífico y escasos residuos. Estas características hacen de ellas una opción ecológica muy recomendable.

Funcionan con leña o diferentes tipos de pellets procedentes de residuos orgánicos. Serrín, huesos de aceituna, restos de podas y cáscaras de frutos secos son el combustible utilizado en las estufas de biomasa.

El principal inconveniente radica en que necesitas un espacio de almacenamiento de la leña o los pellets, no siempre disponible en las viviendas modernas.

Si te preguntas qué tipo de calefacción es más recomendable para tu hogar, debes tener en cuenta las características de tu vivienda y las ventajas e inconvenientes de casa sistema.